Bullying: “Agredir a otro, sin ninguna razón, es una manera de atenuar el dolor y el estado conflictivo”

bullies_kids

Natasha Pitts
Adita

La alta prevalencia de casos de bullying no es novedad en la actualidad. Con el advenimiento de internet y de las redes sociales es cada vez más fácil intimidar, amenazar y perseguir a aquellos o aquellas considerados más débiles o que no encajan en los patrones de determinados grupos. Los medios electrónicos han sido, inclusive, usados para elegir a las víctimas, como es el caso de niñas que por ser «muy bonitas” y que les gusta exponerse en internet son agredidas y desfiguradas.

2014_10_entrevista_bullying1_divulgacao
En entrevista con Adital, el psicólogo y profesor de la Facultad Santa Marcelina (FASM), de San Pablo, Breno Rosostolato (foto), habla sobre este asunto. Uno de los alertas del especialista es que, si no se trata en la infancia y la adolescencia, el bullyingpuede dejar marcas profundas y la víctima puede crecer cargando traumas, ansiedades y conflictos enraizados en la violencia sufrida.
En los casos de la práctica de asedio moral en el ambiente escolar, el papel de la escuela es propiciar un espacio de confraternización, respeto y diálogo; trabajar cuestiones de ciudadanía y valores. Además, Rosostolato señala que el involucramiento de los padres es importante para establecer una cooperación entre la familia y la institución. Sin embargo, antes de todo esto, la prevención continúa siendo la mejor manera de encarar el problema.
ADITAL – El término bullying surgió para la mayor parte de la población brasilera recientemente, pero viene siendo estudiado en países de Europa desde hace más de 10 años, cuando se decidió analizar lo que había detrás de muchos intentos de suicidio por parte de los adolescentes. Hoy, con el advenimiento de internet y de las redes sociales, ¿es posible que haya más casos de bullying que en el pasado?
Bruno Rosostolato – Bullying es un término inglés originario de bully, que significa «valentón” o «pequeño tirano” que, específicamente, es aquel que abusa de su autoridad o posición para oprimir a los que dependen de él. El término bullying designa los actos de violencia física o psicológica, intencionales y repetidos, practicados por un individuo o grupo de individuos con el objetivo de intimidar o agredir a otra persona (o grupo de individuos) incapaz/ces de defenderse.
Este comportamiento agresivo tiene una forma directa, como motes, insultos, robos y gestos ofensivos. La forma indirecta está relacionada con difamaciones, aislamiento e indiferencia, o sea, cuando la víctima está ausente.
Creo que, con el advenimiento de internet, los casos de bullying están siendo más divulgados y propiciando el cyberbulling, videos divulgados en redes sociales de las agresiones cometidas, peleas en escuelas o en las inmediaciones de las mismas. Los casos de bullyingvienen aumentando de manera alarmante y preocupante.
ADITAL – ¿Todo tipo de violencia que ocurre dentro del ambiente escolar puede ser considerado bullying? ¿Esta práctica tiene características y rasgos específicos? ¿Los recientes casos de niñas agredidas «por ser muy bonitas” pueden ser considerados bullying?

2014_10_entrevista_bullying_capa_reprodução

BR – Saber identificar el bullying es importante. No todo golpeado o arañado es señal de que el niño esté sufriendo agresiones. Es sabido que los niños, fundamentalmente, suelen hacer bromas un poco pesadas. Natural. Los niños disputan por juguetes y, después que pasa el conflicto, juegan juntas nuevamente.
Para caracterizar el bullying, las agresiones deben ser frecuentes, o sea, repetidas e intencionales. El niño pasa por situaciones que causan dolor o sufrimiento todos los días. Si hay desequilibrio de poder es bullying. Si existe una diferencia de dos años es preciso intervenir.
Otras señales que pueden denunciar el bullying es cuando el niño comienza a dar muchas excusas para no ir a la escuela. Llorar, estar ansioso y agitado son las señales más evidentes. Si el niño tenía un buen rendimiento escolar y, súbitamente, ese aprovechamiento declina, es necesario averiguar el por qué de esa conducta. El bajo rendimiento escolar puede ser consecuencia de la violencia sufrida en la escuela.
Los casos de violencia contra niñas, con la absurda justificación de que ellas son bonitas, pueden ser considerados bullying y una violencia contra la integridad del otro. En esos casos específicos, la agresión tiene la finalidad de desfigurar al otro, aniquilándolo interna y externamente.
ADITAL – ¿Qué motiva a un niño o adolescente el promover bullying? ¿Se puede decir que el problema comienza en casa a partir de fallas en la educación, en la enseñanza de ética y en la imposición de límites por parte de los padres y/o responsables?
BR – El problema puede comenzar en casa, sí. La falta de límites, referencias y orientaciones crea en el niño y en el adolescente agresor un estado emocional de abandono y desamparo. Agredir al otro, sin ninguna razón, es una manera de atenuar ese dolor y el estado conflictivo.
ADITAL – ¿Esos menores tienen un perfil definido como agresividad, dificultades para obedecer las reglas, bajo rendimiento escolar, problemas familiares, etc.?

2014_10_entrevista_bullying3_reproducao

BR – A las personas que tienen actitudes provocativas no les gusta ser contrariadas y acostumbran imponerse a través de actitudes violentas y agresivas. La dificultad en colocarse en el lugar del otro revela poca empatía y, posiblemente, una relación familiar sin vínculo afectivo. No interiorizan reglas, límites, normas y figuras de autoridad, desafiándolas.
ADITAL – Y sobre las víctimas, ¿existen blancos o grupos específicos? ¿Son siempre homosexuales, obesas/os, tímidas/os o cualquier niño/adolescente que no encaje en los patrones puede convertirse en blanco?
BR – Generalmente, las víctimas del bullying son personas débiles, que no consiguen reaccionar y tener posicionamientos. No tienen recursos para luchar contra la agresión y de a poco se van rindiendo a las embestidas del agresor. El aspecto emocional va debilitándose y procuran huir del problema, sin confrontarlo.
Un sentimiento conformista toma cuenta de las víctimas que, generalmente, son aquellas más tímidas y retraídas, de preferencia las que no ofrecen resistencia al agresor o que él juzga que son diferentes y que no son parte de su grupo de amigos.
ADITAL – Algunas noticias dan cuenta de que el bullyingpuede ser responsable de baja autoestima, depresión, bajo rendimiento escolar, dificultades para relacionarse, cambios de humor y hasta intentos de suicidio. ¿Es posible que esas marcas de la infancia produzcan secuelas que permanecerán durante la vida adulta?
BR – Sí, es posible. Las consecuencias del bullyingpara el niño, en un primer momento, son baja autoestima, lloros frecuentes, agitación y ansiedad, principalmente si estos comportamientos aparecen un poco antes de que el niño vaya a la escuela; miedos inexplicables, insomnio, falta de apetito y orinarse en la cama.
En un segundo momento, el niño presenta estrés, dolores de cabeza y puede presentar un comportamiento melancólico, o sea, aislamiento. El niño no juega más como antes, se aleja de los amigos y se queda en casa, evitando salir. Dificultad de concentración y bajo rendimiento escolar, dificultades para relacionarse y cambios constantes de humor son agravantes que acompañan el estado emocional de ese niño.
En el momento más acentuado del bullying, ese niño puede presentar síndrome de pánico, automutilación, como arrancarse el cabello, agujerearse o cortarse, depresión y hasta suicidio.
En la vida adulta, en el caso que no haya una intervención terapéutica en la infancia y en la adolescencia, ese adulto puede revivir traumas, ansiedades y conflictos enraizados en la violencia sufrida anteriormente en el bullying.
ADITAL – En los países del Reino Unido, una medida gubernamental garantiza la aplicación de políticas anti-bullyingen todas las escuelas. En Brasil, ¿qué podría hacerse efectivamente en el ámbito escolar y familiar para combatir esta práctica tan perjudicial para niños y adolescentes?
BR – El papel de la escuela es propiciar un espacio de confraternización, respeto y diálogo. Trabajar cuestiones de ciudadanía y valores, tan importantes para concientizar a los alumnos sobre derechos y deberes. La prevención es siempre la mejor manera de encarar el problema del bullying que, muchas veces, es silencioso. Cuanto más temprano se identifique, más eficaces serán los métodos de intervención contra el ciclo conflictivo.
La escuela debe también convocar a una reunión con los padres de los alumnos involucrados. El trabajo debe realizarse con la familia, pues el involucramiento de los padres es importante para establecer una cooperación entre la familia y la institución. Los padres deben ser ejemplos para los hijos y deben participar en su vida.
El profesor tiene un papel primordial en el combate delbullying, pues además de identificar autores, espectadores y blancos, debe intervenir inmediatamente en una situación de agresiones gratuitas y propositivas entre los alumnos. Este posicionamiento del profesor es de respeto y, por lo tanto, ejemplar. Muchas veces, colocarse en el lugar de la víctima es una manera satisfactoria para distinguir la broma inocente de la agresiva. El profesor debe comunicar lo ocurrido a la dirección.
Actividades que estimulan la solidaridad y la cooperación son los instrumentos con los que el profesor debe valerse en ese momento de conflicto. Conversar con la clase en forma clara y directa sobre la importancia de respetar al compañero. El trabajo didáctico debe proporcionar una discusión sobre las diferencias, inmediatamente, trabajando la tolerancia.
Traducción: Daniel Barrantes – [email protected]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.