Entrevista a Congresista Luis Gutiérrez: Unidos por la excarcelación de Oscar López Rivera

WASHINGTON, DC - OCTOBER 23:  U.S. Rep. Luis Gutierrez (D-IL) speaks during a discussion on immigration reform October 23, 2013 on Capitol Hill in Washington, DC. The Dream Action Coalition held a rally and briefing to discuss "how the outdated immigration system undermines military readiness, separates military families, and prevents talent from joining its enlisted and officer ranks."  (Photo by Alex Wong/Getty Images)

por Cándida Cotto –  Fuente- Claridad

Entre indignación, voluntad y confianza el congresista Luis Gutiérrez, denunció en entrevista la actitud que predomina tanto en el Departamento de Justicia y en la Casa Blanca, respecto a abordar el asunto del indulto al prisionero político puertorriqueño, Oscar López Rivera. La postura de Casa Blanca respecto a conceder un indulto al prisionero político puertorriqueño más antiguo del hemisferio contrasta con su política de indultos a personas convictas por delitos de tráfico de drogas. A inicios del mes de julio Obama indultó a más de 200 convictos por delitos relacionados con el narcotráfico.


Gutiérrez comparó el ambiente que reinaba en la Casa Blanca durante la campaña de excarcelación que permitió la liberación de 11 compañeros de López Rivera en el 1999 versus el ambiente que existe en la actualidad con el presidente Obama. Narró que bajo la presidencia de Bill Clinton, se pudo llevar el mensaje sobre los presos políticos puertorriqueños a sus principales asesores legales, Charles Ruff y Eric Holder, e incluso hablar con el mismo Presidente, quien demostró interés en escuchar.

“Se podía ir donde Eric Holder que luego alcanza a ser el Secretario de Justicia y tener una conversación. Hay que recordar que cuando fue nominado por Obama los republicanos le sacaron en cara la excarcelación, recordó sobre el proceso de confirmación de Holder, quien fue el primer secretario del Departamento de Justicia (DJ) nombrado por el presidente Obama. Así fue que se trabajó el indulto con el equipo de dentro del Departamento de Justicia y Casa Blanca, eso no existe con Barak Obama”, reiteró.

Gutiérrez, quien va a la reelección en estas próximas elecciones en su decimotercer año en el Congreso, destacó la importancia de que el país, Puerto Rico se proyecte unido en el reclamo de excarcelación para hacerle saber al Presidente, “porque es el presidente quien toma la decisión”. Admitió que no ha sido su enfoque abordar el tema con otros congresistas “porque yo no espero, ni debemos esperar de que haya algún congresista con la influencia de tomar el teléfono y llamar a Obama, aunque hay congresistas que están con nosotros”. Aun así Gutiérrez logró que el Caucus Hispano del Congreso en enero de este año enviara una carta a Obama en la cual expresaban su apoyo a la excarcelación.

“Lo más importante es la diferencia entre Clinton y Obama, con Clinton era claro lo que había que hacer, había conversación, el presidente te escuchaba”, reiteró una vez más.

¿A qué atribuir esta diferencia en posturas? Sobre esta incógnita la cual no parece tener respuesta evidente, Gutiérrez responde:

“Para mí a veces es el momento y quién está en el momento, las luchas a veces se ganan porque está la persona correcta en el timón”. En ese sentido atribuyó a que el principal asesor legal de Clinton en ese entonces era Charles Ruff , quien había trabajado con el presidente Jimmy Carter. Gutiérrez reveló que dos meses antes de Ruff dejar su puesto le dijo en relación con el tema de los prisioneros políticos puertorriqueños; ‘yo soy la última persona del Presidente con la que tendrán que hablar ’, y a dos semanas de Ruff dejar su puesto Clinton firmó el indulto.

“¿Con quién en esta administración de Obama tú puedes tener esa conversación?, con nadie, es un asesor distinto, yo soy la suma de todas mis experiencias, la gente que me rodea en mi oficina”, atribuyó enfático Gutiérrez, en relación con los asesores del Presidente. El congresista boricua también dio a conocer que reciente el asesor legal de Obama, Neil Eggleston, le llamó para tener una reunión y hablar sobre las sentencias desproporcionadas que tienen que ver en su inmensa mayoría con casos de drogas y cuando él a su vez le planteó el caso de López Rivera, Eggleston, rechazó abordar el tema.

Oscar y PROMESA

En esta misma atmósfera Casa Blanca también se negó a que el tema del indulto surgiera durante la discusión del proyecto que impone a la isla la junta de control fiscal (PROMESA). Durante la discusión del proyecto-contó el entrevistado- todos los congresistas boricuas fueron llamados a la Casa Blanca. Aunque Gutiérrez , dijo que su primera reacción fue no asistir ya que de todas maneras no iba a cambiar su postura en contra del proyecto, decidió ir con la intención de exponerle al Presidente que hacía cinco meses que le había cursado una carta en relación con López Rivera.

Terminada la reunión –contó Gutiérrez– le planteó al Presidente el caso de Oscar y su contestación al actor Lin Manuel, de que ‘los papeles de Oscar estaban sobre su escritorio’. Gutiérrez puntualizó que Obama le admitió que los ‘papeles de Oscar no estaban en su escritorio y que él sabía (Gutiérrez), que había unos procesos que seguir’.

La interpretación de Gutiérrez sobre esta contestación, es que el Presidente quería hacerle claro “que los papeles no están en su escritorio porque están en la burocracia del Departamento de Justicia”.

No obstante el Congresista llamó la atención y destacó que de todas maneras Obama como presidente no tiene que esperar a que los papeles sobre el indulto de López Rivera lleguen a su escritorio, dado a que la constitución de Estados Unidos le concede un poder absoluto para ordenar la excarcelación, sin tener que atenerse a ningún proceso.

Tras la reunión con el Presidente el congresista Gutiérrez le envió una carta a la fiscal general, Sally Yates, el 24 de junio de 2016, en la que le solicitó una reunión para discutir el caso de López Rivera. En la carta de la cual CLARIDAD tiene copia, se expone la conversación con el Presidente y con el jefe de ‘staff de Casa Blanca, Denis Mc Donought, el cual también le reiteró a Gutiérrez que ‘la Casa Blanca, no es consciente del proceso de selección para el caso de Oscar’.

Al momento de esta entrevista reveló que la Fiscal General no había contestado su carta.

Frente a este panorama el congresista boricua exhortó a que tanto en la Isla como en Estados Unidos los puertorriqueños no se desmovilicen respecto a reclamar la excarcelación. Reconoció que aun cuando los esfuerzos que se han hecho en la Isla por la excarcelación han sido grandes, señaló la necesidad de llevar estos a Washington. En ese aspecto destacó la importancia que representa la manifestación pautada para el 9 de octubre en la Plaza Lafayette, en Washington DC.

“En Vieques no hubo que ir a Washington porque se transmitió de una manera internacional que no hubo la necesidad. Pero ahora con Oscar es diferente, realmente no hay simetría, hay que aumentar, y acentuar el reclamo”, manifestó Luís Gutiérrez .

La manifestación del 9 de octubre es convocada por la Coalición por Oscar López Rivera, integrada por los más amplios sectores políticos, sociales, culturales, sindicales, organizaciones profesionales, de Puerto Rico, además, participan grupos defensores en EEUU. Según expuso la Concertación considera que esta manifestación del 9 de octubre es crucial para lograr la excarcelación dado a que entiende que si el presidente Obama no indulta a López Rivera, tampoco lo hará el próximo que ocupe la Casa Blanca.

“Necesitamos una coalición porque yo quiero ver más unidad. La excarcelación de Oscar López Rivera no es el trabajo exclusivo de los independentistas es el deber y responsabilidad de todos los puertorriqueños”.

luis-gutierrez-e-verify-latino_t670x470

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.