Schafik Hándal vive en las luchas de nuestro pueblo y del FMLN

Por Joaquín Castro

La administración del Cementerio General dió la orden de no permitir la entrada al campo santo donde reposan los restos del Comandante Simón Shafik Hándal. Es una dedicatoria de la administración municipal de la alcaldía de San Salvador que pretende amedrentar a la militancia del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), para conmemorar el natalicio 92 de Schafik Hándal. Por lo cual sirva esta publicación también de denuncia a la violación de los derechos ciudadanos para visitar las tumbas de nuestros seres queridos.

La Casa Museo y el Instituto Schafik Hándal, organizan cada año, con motivo del natalicio y del fallecimiento del dirigente histórico y uno de los fundadores del Frente Farabundo Martí de El Salvador (FMLN), diferentes actividades culturales que también recogen el enorme caudal de los hechos y luchas ocurridas a lo largo de la historia de nuestro país El Salvador y demás pueblos del mundo. Este 13 de octubre también la Secretaría de la Memoria Histórica del FMLN estuvo activamente en la conmemoración de tan importante acontecimiento en la vida del país.

Schafik Hándal un hombre común y corriente que trasciende en la historia de El Salvador, de Centro América y del continente por su visión político e ideológica, por su capacidad de análisis y de razonar con bases científicas las realidades de nuestros pueblos y de los partidos revolucionarios. Schafik, un hombre sencillo, claro en sus planteamientos siempre tuvo en su actuar y pensar a las mayorías populares y siempre vulneradas por el sistema capitalista con resabios de feudalismo en El Salvador.

Cuando el campo socialista colapsó, muchos llamados dirigentes de la izquierda y partidos políticos tiraron la toalla, se pasaron a otro partido o crearon otro con características reformistas, socialdemócratas o simplemente quedaron pululando en la existencia. Schafik sin embargo nos hacía ver las realidades inocultables en Asia, África, Europa misma, América Latina y el Caribe. Un modelo ha colapsado, pero no las razones de lucha legítima de los pueblos y llamaba a “pensar con cabeza propia” sin olvidar el rumbo.

El Capitalismo a pesar de la caída del modelo burócrata socialista, nunca ha sido, lo es ni será solución, para los pueblos de la Tierra. Schafik es un símbolo de lucha inquebrantable que a pesar de las desventajas que la lucha pueda presentar, llama a continuar la lucha por la conquista y construcción de una vida digna y soberana en las naciones del orbe. El Comandante Simón es un Luchador proletario en la defensa de los intereses de una clase social de los que no tienen nada contra  la otra clase, la explotadora, que lo tienen todo a costa de quienes se aprovechan para el bienestar de unos pocos.

Schafik Hándal es bandera de lucha de las y los revolucionarios salvadoreños , sigue retumbando en el pueblo su insistente llamado a  ¡NO PERDER EL RUMBO!

Joaquín Castro: comunicador social de la Patria Grande.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.