La Independencia en Arroz y Habichuelas…

arrozyhab-768x383

POR LUIS MELÉNDEZ | 1 DE JULIO DE 2016 |

Llegó el día en que los Estados Unidos decidieron, por nosotros, que lo mejor es seguir por rumbos separados, y lo indicado es sentarnos a la mesa a establecer los acuerdos sobre los derechos adquiridos, las deudas vigentes, y la transición a ese nuevo destino.

Es un día jueves como cualquier otro y el sol, los tapones, las carreteras, los edificios, y la demás infraestructura de nuestra bendita isla, permanece inalterada. Por un instante creí que el día que los americanos se fueran de este país, se llevarían todo y volveríamos a pulular por la vida en taparrabos y descalzos. Para mi sorpresa, todo estaba igual, o casi igual ya que el aeropuerto estaba más ocupado que nunca, sirviéndole a cerca de medio millón de personas que se han ido e irán en los pasados y en los próximos tres meses.

Puerto Rico quedó como una isla moderadamente sobrepoblada, con un poco menos de 3 millones de habitantes. Se fueron representantes de todos los sectores sociales de nuestro país: profesionales, trabajadores diestros, desempleados, y sus familias inmediatas. En fin, se fueron muchos, y no descarto que se vayan unos cuantos más, en cuanto puedan resolver asuntos pendientes.

Quedaron muchas casas abandonadas, muchos negocios cerrados, y muchos edificios vacíos. También quedaron miles de miles de puertorriqueños y otras nacionalidades que decidieron apostar a la capacidad del boricua de echar adelante su país. Y hacia ese proceso se dirigían, preparados con las armas más poderosas existentes: espíritu luchador, perseverancia inagotable, lealtad a su patria, seguridad en sí mismo, y visión futurista.

La Transición:

Ya listos para construir un Puerto Rico libre, la hora de negociar llegó. ¿Qué tenemos sobre la mesa?

  • Seguro Social – los beneficiarios seguirán recibiendo los beneficios mensuales durante el período de transición (6 años) y luego recibirán un cheque por el balance en su cuenta. Los que aún no reciben pagos, recibirán un cheque por la cantidad acumulada.
  • Medicare – se mantendrá activo durante el período de transición.
  • Becas – permanecerán durante el período de transición.
  • Bases Militares – se mantendrá una oficina del ejército de Estados Unidos, para reclutar a aquellos que quieran servir en el mismo. Esto será durante el proceso de transición.
  • Correo – seguirá utilizándose de manera indefinida.
  • Marina Mercante – se utilizará para traer los productos de Norteamérica.
  • Ciudadanía – todo ciudadano mantendrá su ciudadanía a menos que la rechace. Los nacidos durante el período de transición podrán escoger la ciudadanía que deseen, incluyendo ambas. Las siguientes generaciones no tendrán la ciudadanía americana, pero podrán solicitarla en la embajada de EU en PR, y esperar su aprobación. Tendrán ciudadanía puertorriqueña.
  • Becas y ayudas estudiantiles – Se mantendrán durante el período de transición. La educación pública será gratuita hasta el bachillerato.
  • Propuestas y programas federales activos – Se completarán hasta el final del período de transición.
  • Compañías americanas en PR (subsidios, impuestos, transferencias de ganancias, etc.) – Se negociará individualmente con cada una de acuerdo a la industria y su necesidad. Se impondrá un “toll-gate tax” a las ganancias de capital que expatrien, entre un 10% y un 20%.
  • Gobierno Federal en PR – Permanecerá durante el período de transición. El edificio federal en la calle Chardón será la sede de la nueva embajada de los Estados Unidos en PR.
  • Deudas – se renegociarán y se pagará de acuerdo al presupuesto del Fondo General de PR, nunca sobrepasando un 5% del mismo.
  • Inmigración y aduanas – Se hará la transferencia al final del período de transición.
  • Puertos (aéreos y marítimos) – Lo mismo que la anterior.
  • Banca e inversiones – se negociará para mantener el seguro con el FDIC
  • Embajada de EU en PR – antigua sede de la Corte Federal.
  • Moneda – seguirá utilizándose el dólar americano.
  • Veteranos – se mantendrá el Hospital de Veteranos para servir a esta población, por un período de 15 años. Luego de eso tendrán derecho de ser atendido en cualquier Hospital de Veteranos en EU.
  • Compensación – EU deberá pagar $3 billones anuales durante el período de transición, para limpieza de los terrenos en Vieques, los años de colonialismo, la permanencia de entidades federales y compañías norteamericanas, etc.

Habiendo establecido los acuerdos pertinentes a los puntos anteriores, queda lo más importante: ¿de qué rayos vamos a vivir los que nos quedamos?  ¿Qué estructura política, social, económica tendremos?

Vamos poco a poco explicando de lo que se trata.

Gobierno:

  • Ejecutivo – Presidente electo mediante votación cada 6 años. Nombra Gabinete de 9 miembros, a saber: Educación, Estado, Salud, Seguridad, Familia, Agricultura, Desarrollo Económico, Hacienda, y Deportes y Cultura.
  • Legislativo – Sistema Unicameral compuesto por 54 miembros (3 por cada municipio, siendo el alcalde uno de ellos.) ( Presupuesto $50 millones)
  • Judicial – Se mantiene la estructura actual de cortes, con una disminución en la cantidad de ellas.  ( Presupuesto $250 millones)
  • Municipios – se reducirán a 18 según distribución que se adjunta. ( Presupuesto $180 millones)

18 municipios

  1. San Juan (Trujillo Alto, Cataño, Guaynabo)
    2. Bayamón (Toa Alta, Toa Baja, Naranjito, Comerío)
    3. Carolina (Canovanas, Loiza, Juncos)
    4. Caguas (Gurabo, Aguas Buenas, San Lorenzo, Cidra)
    5. Fajardo (Rio Grande, Luquillo, Ceiba, Vieques, Culebra)
    6. Humacao (Naguabo, Las Piedras, Yabucoa, Maunabo)
    7. Guayama (Arroyo, Patillas, Cayey, Salinas)
    8. Ponce (Juana Díaz, Peñuelas, Guayanilla)
    9. Coamo (Santa Isabel, Aibonito, Villalba)
    10. Yauco (Sabana Grande, Maricao, Guánica)
    11. San Germán (Lajas, Cabo Rojo, Hormigueros)
    12. Mayaguez (Añasco, Rincón, Las Marías)
    13. Aguadilla (Aguada, Moca, Isabela)
    14. Arecibo (Hatillo, Barceloneta, Florida)
    15. Utuado (Adjuntas, Jayuya, Ciales)
    16. San Sebastián (Lares, Quebradillas, Camuy)
    17. Vega Baja (Vega Alta, Manatí, Dorado)
    18. Orocovis (Corozal, Morovis, Barranquitas)
  • Dependencias de Gobierno – se distribuirán las oficinas principales en diferentes municipios, pero en TODOS habrá oficinas regionales. La idea es repoblar e incentivar la economía en la isla completa, además de liberar de tapones los centros urbanos más grandes.

Asamblea Legislativa (San Juan)
• Departamento de Estado (Bayamón)
• Departamento de Educación (Ponce)
• Departamento de Transportación y Obras Públicas (Carolina)
• Policía de Puerto Rico (Caguas)
• Departamento del Trabajo (Arecibo)
• Departamento de Agricultura (Coamo)
• Departamento de Justicia (Guayama)
• Departamento de Desarrollo Económico (Mayaguez)
• Departamento de Hacienda (San Juan)
• Departamento de Salud (Aguadilla)
• Departamento de Recursos Naturales (Fajardo)
• Departamento de Correccción (Vega Baja)
• Departamento de Asuntos del Consumidor ( San Germán)
• Departamento de la Vivienda (Yauco)
• Departamento de Recreación y Deportes (Ponce)
• Departamento de la Familia (Orocovis)

Sociedad:

Salud: Además de los hospitales y dispensarios existentes, se organizará el sistema de salud nacional mediante la creación de Centros Médicos en cada uno de los 18 municipios. Se utilizarán edificios existentes ya sea que estén en uso o abandonados, no habrá nuevas construcciones, solo remodelaciones. Se equipará con lo necesario para atender gratuitamente a la población del municipio.

Ante la escasez de médicos, si la hubiera, importaremos profesionales de la salud de diferentes países.

La asignación para los servicios de salud, es y siempre será, una de las más grandes en Puerto Rico, con una aportación de $2 billones anuales.

El servicio de médicos privados seguirá existiendo como hasta el momento, regulando los precios por atención médica y procedimientos.

Educación: El sistema de enseñanza en Puerto Rico debe ser transformado en uno que desarrolle integralmente al estudiante. Ante eso sugerimos el modelo de enseñanza basado en cuatro pilares, aprobado por la UNESCO y utilizado en diferentes partes del mundo. Estos pilares son CONOCER, HACER, SER, y CONVIVIR.

El Saber conocer, se relaciona con los conocimientos que se adquieren en torno a una o varias disciplinas; el Saber hacer, al uso exitoso de los conocimientos disciplinares adquiridos y ahora aplicados al contexto donde nos desenvolvemos; el Saber ser, a la capacidad de la autodirección, responsabilidad, solución de problemas, toma de decisiones y valores propios de los humanos para percibir a los demás y vivir en un contexto social; el Saber convivir a los valores asociados a la capacidad para establecer y desarrollar relaciones sociales en todos los espacios en donde nos corresponda interactuar.

La educación pública será gratuita y consistirá de 15 años de estudio consecutivo, desde Kinder hasta 14, al cabo del cual el estudiante se gradúa con un grado asociado universitario en la materia que escoja entre: Empresarismo, Ciencias de la Salud, Ciencias y Tecnología, o Ingeniería. De ahí puede partir a completar un bachillerato en la Universidad pública, gratuitamente. Las maestrías y doctorados tendrán unos costos mínimos para cubrir los costos adicionales.

Habrá escuelas vocacionales para aquellos estudiantes que prefieran una carrera en Electricidad, Plomería, Ebanistería, etc. Se graduarán al cabo de los 15 años, con sus licencias aprobadas.

Se promoverá y apoyará la educación alternativa, siempre que se base en los 4 pilares de la educación.

No se construirán nuevos edificios (a menos que sean totalmente necesarios), por lo cual se seguirán utilizando los existentes, remodelados.

La perspectiva de género será parte de la educación, enfatizando en los aspectos igualitarios de matices socioeconómicos, al tiempo que se mantienen las diferencias biológicas.

Las escuelas privadas también adoptarán el sistema de 15 años, y podrán establecer sus métodos de enseñanza.

La educación universitaria, tanto pública como privada, tendrá una gama mucho más amplia de ofertas académicas, de acuerdo a las necesidades del país.

La asignación presupuestaria para educación, será de $3 billones anuales, incluyendo la universidad nacional.

Religión: La nueva moda (corrientes neoliberales) es aceptar todo como bueno y dejar que cada cual sea feliz a su manera, lo cual parece muy bonito y generoso, pero en su intento se pierde identidad y orden. Según nosotros tenemos reglas, normas de disciplina, y valores, en nuestras casas, de la misma manera hay que tenerlas en nuestra casa mayor, Puerto Rico.

Las bases morales y valorativas de nuestro pueblo están ancladas en unos principios cristianos que no podemos perder. Los diez mandamientos y los Frutos del Espíritu nos dan las herramientas de amor y disciplina para llevar una vida en armonía con todos nuestros hermanos.

El fundamentalismo y la interpretación literal de eventos de otras épocas, no pueden tener cabida dentro del sistema moral nacional. Lo que es pecado o no, lo dejamos a Dios para su juzgamiento. Lo que es delito o no, lo dejamos a los intérpretes de las leyes para pasar su juicio.

Todos los seres humanos tenemos virtudes y defectos. Si se asume, como asumen algunas posturas religiosas, que el amor de pareja y la sexualidad no tradicional (hombre/mujer), es pecado, ¿Quién dice que ser homosexual es peor que ser adultero? ¿Quién dice que ser lesbiana es peor que ser soberbio? Basta de discrímenes en nombre de unas valoraciones morales que no nos toca juzgar. Ama a Dios sobre todas las cosas, y al prójimo como a ti mismo. Eso es un mandamiento que no excluye a NADIE.

Las grandes religiones del mundo serán enseñadas en los últimos años de la educación pública, desde una perspectiva sociológica.

Sistema Político/Social:

Puerto Rico será una república socialdemócrata con elecciones generales cada 6 años, para elegir Presidente, 18 alcaldes, y 36 legisladores. El Presidente podrá ser reelecto en una ocasión.

El Presidente electo nombra a su gabinete de 9 miembros.

Se diseñará un sistema de contribución sobre ingresos, que procure cerrar la brecha entre ricos y pobres de nuestro país, sin castigar el emprendimiento y sagacidad.

La meta es lograr una clase media sólida, que contenga diferentes estratos, pero todos con la capacidad de sustentar una vida digna, que cubra las necesidades básicas del ser humano y su familia.

Economía:

Hablemos un poco de números. En la actualidad el Presupuesto Consolidado de PR ronda cerca de los $30 billones anuales, de los cuales 7, son de ayudas federales. Por lo tanto, más del 75% de nuestro presupuesto, es generado por nosotros mismos, sin aportación federal.

Anualmente las compañías norteamericanas repatrian ganancias que sobrepasan los $30 billones anuales, lo cual significa que estamos subsidiando la economía de EU más de lo que nos subsidian a nosotros.

Si EU inyecta $7 billones anuales en ayudas federales de distintas naturalezas, y en ganancias repatriadas se llevan $30 billones (pagan impuestos allá), además de subsidiar la agricultura y otras industrias norteamericanas, quiere decir que es un negocio redondo para EU, solamente considerando este factor.

Si a eso le añadimos que utilizamos exclusivamente la flota mercante de EU, y pagamos honorarios superiores a otras flotas del mundo, se agudiza la desigualdad económica y abona al gran negocio que representa PR para los Estados Unidos de Norteamérica.

Gravar esas ganancias que se repatrian (como se hizo bajo la sección 936), además de poder negociar con flotas mercantes de otros países, redundarían en beneficios superiores a las ayudas federales recibidas.

¿Qué impide que esas compañías se vayan al ponerle impuestos, y dejen mucha gente en la calle? Ciertamente es una posibilidad, pero no me parece real, ya que las ganancias que generan acá no las van a generar en ninguna otra parte del mundo debido principalmente a la mano de obra diestra y barata. Sin hablar de la gran afición por el consumo que tenemos los puertorriqueños.

Si deciden irse, alguna otra compañía, de cualquier parte del mundo,  ocupará ese lugar con mejores condiciones para Puerto Rico. Pueden concertarse acuerdos de inversión con países como Japón y China, por mencionar algunos que tienen un mercado cautivo en esta parte del mundo y para quienes sería un gran beneficio económico tener “presencia” en Occidente.

Otra fuente importante de ingresos, es el ahorro de dinero al reestructurar los sueldos gubernamentales, eliminar contratos leoninos con consultores de todo tipo, eliminar escoltas, terminar las relaciones con cabilderos, reducir a un mínimo el Fondo Electoral que se le asigna a los partidos políticos para sus campañas, reducir gastos de representación, tarjetas de crédito, choferes, dietas, y un sinnúmero de gastos superfluos e innecesarios en los que se incurre. Esto representa varios cientos de millones de dólares que se podrán invertir en necesidades sociales.

Teniendo en cuenta que las personas que se van de PR disminuyen los ingresos del País en término de contribuciones, y restando lo proveniente de ayudas federales, pero sumando los impuestos a la ganancia de capital de empresas extranjeras, y los ahorros de todo tipo, incluyendo por el uso de flotas mercantes, estimamos que un Presupuesto Consolidado real estaría rondando los $25 billones anuales. Mientras el Presupuesto del Fondo General estará cerca de $9 billones.

Esa cantidad de dinero, administrado con sabiduría y honestidad, debe ser suficiente para sustentar el plan de desarrollo de un mejor Puerto Rico.

Vayamos a los sectores más importantes de nuestra economía:

Agricultura: El norte de esta industria es convertirla en autosustentable mediante la venta de sus productos, pero mientras eso sucede, habrá una inyección de $250 millones para incentivar los agricultores, comprar maquinarias, establecer cooperativas, ayudar en la definición de los canales de distribución, y lograr acuerdos internacionales.

Como norma general, no debe haber ningún terreno que no sea productivo, exceptuando los riscos, farallones, etc. Terreno productivo que no esté produciendo, será multado o comprado por el estado.

Se incentivará la producción de alimentos de nuestra dieta básica y se regulará la entrada de productos extranjeros a una cantidad equivalente a lo no producido por nuestros agricultores. Se fomentará la creación de cooperativas, y canales de distribución, accesibles a la población en general, no solo para hacer llegar el alimento a las casas puertorriqueñas, sino para establecer acuerdos de exportación.

Recuerden que esto no se hace de la noche a la mañana, por lo tanto durante el proceso de transición se irán creando las bases que nos permitan maximizar el desarrollo agrícola de PR. En lo que eso sucede, las importaciones se irán disminuyendo paulatinamente, a favor de nuestros agricultores.

Turismo: Si usted ha tenido la oportunidad de viajar, habrá notado que las cadenas de hoteles más importantes de EU, tienen presencia en muchos países del mundo, incluyendo repúblicas con todo tipo de gobierno. De esa manera verás hoteles de las cadenas Hilton, Sheraton, Marriot, etc. en los rincones más remotos del planeta.

Les digo esto por el miedo inculcado de hace cientos de años que dice que el día que seamos una república, los americanos se van a ir de aquí y nos vamos a chavar con J. A los americanos, o mejor dicho, a los empresarios estadounidenses, lo único que les interesa es obtener la mayor cantidad de ganancias posibles y Puerto Rico es un mercado muy atractivo para eso.

De todas maneras, si las cadenas de hoteles norteamericanas deciden marcharse, hay cientos de cadenas internacionales en la industria hospitalaria que muy bien podrían estar interesados, además de que los puertorriqueños tenemos la capacidad de manejar los hoteles en caso de que los abandonen.

Nuestra isla está bendecida con playas hermosas, infraestructura superior, gente amable y educada, geografía ideal, atracciones diversas, rica historia, topografía manejable, estabilidad política, Centros de Convenciones, en fin todo lo que un turista, ya sea de negocios o de vacaciones, puede buscar.

El turismo será una de nuestras mayores fuentes de ingreso, y muy bien podría ser autosustentable. Aun así serán asignados $50 millones para la infraestructura administrativa encargada del mercadeo y buscar acuerdos pertinentes, entre otras cosas.

Manufactura: Esto es un sector que ha ido disminuyendo cada año y que se ha mantenido gracias a la industria farmacéutica. El total de personas empleadas en la manufactura es de alrededor de 45,000 de las cuales más de 10,000 son en las farmacéuticas, por lo tanto, a corto plazo es importante mantenerlas.

Habrá que renegociar los acuerdos con la industria farmacéutica, enfatizando en el costo de los productos que aquí se fabrican y se podrían consumir. Debe incentivarse la industria de medicamentos genéricos en la cual el país tiene experiencia e infraestructura.

Hay que estimular las otras industrias, sobre todo aquellas que tienen que ver con la elaboración de alimentos, ropa, maquinarias, y muebles.  Habrá una asignación de $200 millones para compra de maquinarias, y otras ayudas necesarias para el establecimiento de estas fábricas.

Comercio: Se abren nuevas y buenas oportunidades a nivel internacional, para comprar y vender productos. Perecederos, no perecederos, servicios, en fin todo tipo de producto podemos negociar desde una perspectiva de igualdad. El café Juan Valdés lo podemos montar en una nave con bandera colombiana y traerlo al puerto de Ponce a un precio mucho menor que el que conseguimos ahora. Y esto es un solo ejemplo de los miles o millones de productos que podemos adquirir a mejor precio. Debemos estimular la integración de Puerto Rico a cadenas de producción y distribución regional de productos.

La tecnología y nuestra preparación académica, será punta de lanza para un mercado de exportación a países menos desarrollados en el área. Industrias como el turismo médico y deportivo pueden ser importantes.

Los productos norteamericanos a los que estamos acostumbrados, seguirán siendo parte de nuestras vidas, y los compraremos a través de la flota mercante de los Estados Unidos, como parte de las negociaciones y acuerdos bilaterales.

Se promoverá y apoyará el empresarismo de todo tamaño, con énfasis en el pequeño comerciante. Entendemos que la creatividad del boricua es ilimitada y no debe encajonarse entre paredes, por lo cual el estado estará aportando $200 millones para apoyar la creación de empresas.

La industria pesquera tomará organización y auge mediante la creación de cooperativa de pescadores y renovación de las Villas Pesqueras. Los puntos de distribución aumentarán en cantidad y calidad.

Desarrollo/Construcción: Aunque el norte debe ser reutilizar los cientos de edificios vacíos, remodelándolos de acuerdo a las condiciones actuales, siempre habrá la necesidad de construir nuevas facilidades, sobretodo en terrenos no aptos para la agricultura. Las antiguas bases de Roosevelt Roads en Ceiba, Buchanan en Guaynabo, y los terrenos de Vieques, serán futuros desarrollos y ejemplo de lo que hablamos.

La repoblación de los municipios tal vez requieran nuevas construcciones de viviendas y escuelas, aun cuando se utilicen los edificios existentes después de remodelados. Cada cual se evaluará individualmente para definir necesidades.

Conclusión:

La Independencia de Puerto Rico no es el cuco que nos dijeron por cientos de años, con tal de mantenernos subyugados y colonizados. No solamente es la única opción digna que mantiene nuestra identidad y existencia como pueblo, sino que es muy factible y económicamente viable.

Las carreteras, escuelas, fábricas, sistemas de comunicación y transportación, hospitales, bancos, comercios, urbanizaciones, residenciales, universidades, supermercados, restaurantes, en fin, TODA estructura en funcionamiento o no, se queda en Puerto Rico para nuestro uso.

Los americanos se pueden ir y todo permanece igual. La real diferencia es que tendremos en nuestras manos la posibilidad de construir un mejor Puerto Rico.

Si te sientes orgulloso de ser boricua, de tus costumbres, cultura, música, deporte, amabilidad, y hospitalidad, pues solo te resta manifestar lo que somos capaces de hacer los puertorriqueños. Seamos ejemplo hispanoamericano para el resto del mundo.

A pesar de que uno de los propósitos del coloniaje es hacer que el colonizado se sienta inferior e incapaz, vamos a demostrarles que hay puertorriqueños que entendemos nuestro propósito y que a pesar de los muchos intentos de aniquilar nuestra identidad, aquí estamos para defenderla.

Un comentario en “La Independencia en Arroz y Habichuelas…

  • el 4 julio, 2016 a las 1:04 am
    Permalink

    Este plan es fruto de alguien que cree que el gobierno es el centro intelectual para el desarrollo de Puerto Rico. Vamos a fracasar igual.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.